¿Cómo eliminar las pulgas?

En esta época del año en que las temperaturas suben es cuando las pulgas vuelven. Para prevenirlas o eliminarlas debemos actuar con rapidez pues estos parásitos tienen gran capacidad de reproducirse. Para ello debemos actuar en dos frentes: por un lado en el animal y por otro en nuestro hogar. Es importante limpiar bien las zonas por las que nuestra mascota suele andar, ya que las pulgas ponen los huevos en el perro, pero estos huevos caen de su cuerpo y se quedan por casa, en moquetas, alfombras, cojines, etc.

 Tratamientos para eliminar las pulgas

Para eliminar las pulgas del perro existen multitud de productos específicos. Encontramos champús antipulgas, que son recomendables pero es necesario combinarlos con otros productos. Lo primero que debemos hacer es bañar a nuestra mascota: al mojarle el pelaje podremos ver las pulgas corriendo por su cuerpo y muchas se irán con el agua del propio baño. Después podemos aplicarle algún remedio casero antipulgas como por ejemplo agua hervida con rodajas de limón o con hojas de romero: éstos se cuelan y se aplican suavemente sobre el pelaje de nuestro animal y nos ayudarán a acabar con las pulgas. Una vez secado el perro podemos utilizar un peine antipulgas, que son peines especiales que venden con las púas muy juntas para sacar las pulgas que queden: debemos pasárselo por todo el cuerpo y hacerlo sobre un lugar que controlemos, para que lo que vaya cayendo (pulgas o huevos) podamos eliminarlo con facilidad, es decir, nunca hacerlo sobre sofá, cama, alfombra o ropa. Existen sprays para las pulgas que debemos aplicar en todo el cuerpo del perro, pero pueden irritar su piel y debemos tener cuidado de que no caiga en sus ojos y oídos. También hay collares antipulgas, pero son eficaces sobre todo en la zona del cuello, productos en polvo que normalmente son eficaces unos pocos días, y tratamiento oral (pastillas o líquidos) que las hay contra pulgas, o uno nuevo que ha salido contra pulgas y garrapatas. Por último vamos a señalar los tratamientos con pipeta, que son de los más utilizados: consiste en un líquido que se aplica sobre la piel del perro, por la zona de la nuca para que no llegue a lamerse, y que elimina las pulgas (algunos las garrapatas también) por un tiempo de 1 a 3 meses. Existen además variedades de pipeta que eliminan y previenen también los ácaros de los oídos. Las pastillas y las pipetas funcionan entrando en el torrente sanguíneo del perro de forma que cuando el parásito muerde es eliminado.

pulga-ciclodevida

En caso de duda recomendamos acudir siempre al veterinario para que nos oriente o complemente el tratamiento con algún producto que podamos necesitar, por ejemplo alguna pomada para la piel en caso de que el perro sea alérgico a las picaduras de pulga.

 

Para eliminar las pulgas de nuestro hogar debemos limpiar a fondo, especialmente en las zonas donde nuestro perro suele estar, como donde se acuesta o donde come, y las zonas en las que se pueda acumular más suciedad, como alfombras. Lavar la cama del perro es buena idea así como pasar la aspiradora por la casa. Si sospechamos que en alguna habitación puede haber pulgas podemos poner un cuenco con agua y jabón durante la noche, con alguna luz al lado, como una vela: las pulgas acudirán a la luz y caerán al agua. Por la mañana tiramos el agua y lo seguimos haciendo las noches que sea necesario hasta que el agua amanezca limpia. El uso de insecticidas también nos puede ayudar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *