Terrier australiano

thumb image

Orígenes del Terrier australiano

Los terrier australianos fueron desarrollados como su nombre indica en Australia a partir de los cruces de distintas razas de terrier como los yorkshire terrier, dandie terrier, cairn terrier, etc. Empezó a ser reconocido por las sociedades caninas británicas a partir de 1930.

Características del Terrier australiano

hembra de terrier australiano tumbada en el sofa

El terrier australiano es uno de los más pequeños dentro de los terrier. Su cuerpo es alargado con patas cortas. La cabeza también es alargada con un hocico prominente y trufa negra. Las orejas están erguidas y tienen forma de V.
Los ojos son marrones oscuros con una expresión muy amable.

El pelo es un poco áspero, y mide sobre 6 cm de largo. Los colores pueden ser plata, azulado, dorado, rojo o con gris en el cuerpo y dorado claro en patas y cráneo.

Carácter y comportamiento

Los terrier australianos son perros inteligentes y juguetones, les gusta divertirse, hacerse de querer y estar activos. Pueden ser un poco independientes y testarudos para algunas cosas que no les interesan. Necesitan a un líder o una líder con sentido del humor, que conozca el carácter de los terriers y que sepa que el hecho de ser pequeños no los hace ser “ositos de peluche”.

perro de la raza terrier australiano
Los terrier no suelen ser una buena opción si se tienen otros animales de compañía como gatos, ratones, etc. ya que tienen mucho instinto de caza y aunque estén muy bien socializados desde cachorros hay que mantenerse alerta ante posibles “debilidades”.

Les encanta escavar y ladrar, ya que son estupendos vigías, esto puede ser un incordio en algunas circunstancias así que hay que tenerlo en cuenta.
Si se es consciente de todo esto y se trabaja para limitar los posibles problemas en la convivencia los australian terrier pueden ser unos estupendos compañeros tanto para familias que viven en el campo como en la ciudad, por su pequeño tamaño.